La ilustración es una de las que mi talentosa amiga Inés Pichetti hizo para Tikitiklip. Pueden ver todas sus maravillas en www.llevamehastamicasa.cl


PAJARITOS EN LA CABEZA

Antes tenía la cabeza repleta de nidos y salía entusiasmada con la caza de pajaritos. Caminaba calles de calles buscándolos, atrapándolos y poniéndolos en mis páginas. Encontraba cientos de ellos, todos los que el resto de la prensa, tan preocupada de repetir lo mismo de siempre, dejaba volar. Pocas cosas me importaban aparte de la caza de pajaritos porque tenía todo lo demás. Tenía la tranquilidad para buscarlos, el entusiasmo de poder hacer lo que me gustaba, el reconocimiento por mi hazaña utópica y emplumada. Pero hace un tiempo, tuve que empezar a cazar en la misma selva que el resto para sobrevivir y aceptar que no siempre podía vivir en la pajarera alada. Y qué puedo decir: creo que desde entonces mi cabeza tiene más sombras y bichos. Más miedos y polvo en los rincones. Más decepciones y abismos imaginarios sobre el futuro. Y aunque intento volver a mis viejos sueños con pajaritos de colores, siempre hay alguien o algo que se encarga de botarlos al suelo con una escopeta. Así los depredadores me dan a entender que la caza de pajaritos es un lujo inalcanzable para una exploradora tan artesanal como yo.
Anuncios

18 pensamientos en “

  1. Pepa no dejes que los pajaritos se mueran lucha contra los que los quieren derribar son puros envidiosos que ya no tienen pajaritos en la cabeza que lespermitan soñar y disfrutar de las cosas simples, dale que tu puedes y si no comprate un gorrito antibalas….cariños

  2. Siempre me han gustado los pajaritos que atrapas con tus letras, las visiones coloridas de la vida que te he visto mostrar hace tiempo, pero meterse un poco en la oscuridad no esta tan mal, buenas cosas se pueden sacar de abrir los ojos y mirar lo que no queriamos mirar. Quizas en la oscuridad podemos encontrar muchas cosas desagradables que son parte de uno, identificar sensaciones y deseos que nos abren nuevas puertas de creacion. Aunque puedan ser desalentadoras y un poco tristes las nuevas cosas que te aparecen quizas sean el inicio de tu critica y deseo de cambiar las cosas. Interesantes cosas pueden lograrse con los cambios.

  3. Peeeepa, animo!! Todos los k estamos aki y leemos tu blog desde k comenzaste e incluso personas como yo desde k t leemos hace mil años en la Zona de Contacto, todos nosotros estamos aki para ayudarte a djar k esos pajaritos vuelen, incluso somos capaces de linchar al cazador?? te tinca? =D Besito, y se como eres… no suprimas nada, esos pajaritos necesitan volar y llegar a lugares tan desolados como lo pueden ser nuestras cabecitas a veces…Muchos besos y aqui estamos todos para apoyarte

  4. Mmmm (siempre que escribo un comment comienzo con el mmm, no se porque);dos cosas respecto de tu columna:a)Te leo desde la institucional Zona de Contacto, y siempre vi en cada una de tus columnas, a un espectador fascinando de lo que ocurria a su alrrededor, tenias y tienes un forma de describir tu relación con el ambiente que siempre me sorprendio, y quizás por eso te admire y te admiro.De una u otra forma reunes ese tridente perfecto ” mirar, esribir y leer “, tridente anhelados por mucho pero por pocos alcanzados…b)Sabes, otra sensación que me ocurrio en tu columna, fue el desanimo y el conformismo…aunque no creo que deberias sentirte asi, ya que todavia tienes este blog para atrapar esos pajaritos que estan pololulando por ahi y mostrarselo a Blogolandia y a tus peregrinos lectores…asi que, y como ya te han dicho en los comentarios, Animo…Arriba que se puede…Un saludo fraternoGabriel….uno de esos fervientes peregrinos lectores tuyos

  5. No. Yo tengo ganas de cazar pajaritos de por vida, y me gusta leer las cosas hermosas que escribes, y eso me da más ganas de cazar pajaritos. Que se puede y que se disfruta. En serio. Que plancha escribirte esto por blog, te mando un mail mejorcito.Sigue adelante.

  6. Ufff, la cagó!!! eso de los pajaritos en la cabeza…es la historia de mi vida.Lo peor de todo, es que mientras más estrés o más preocupaciones tengo en la vida diaria, más pajaritos vuelan por mi cabeza. como una especie de “valvula de escape”, prefiero soñar que pensar en mil cosas que me preocupan. Hace tiempo q opte, x salud mental, no pensar en lo q me estresa, sino simplemente actuar. Y el resto del tiempo, echar a volar la imaginación. No te ha pasado nunca q sueñas algo tan la raja, q te da lata despertar?

  7. Pájaros en la cabeza y volar a donde las ventanas siempre están abiertas, donde el humo de tus pasos nos enseña a vivir. Pájaros en la cabeza y soñar que aún contaré relámpagos contigo, aunque el tiempo y la arena escondan el camino hasta ti. El tiempo pasó y todos crecimos -bueno, no todos, algunos seguían mirando por la ventana y sobrevolando la moqueta azul de la oficina. En el trabajo aún se perdía en la selva de sus sueños y un grito le nombraba, le arañaba y rompía el dulce sortilegio.canción de Ismael Serrano: “Pájaros en la cabeza”

  8. Y uno que aún tiene pajaritos en la cabeza…espero que puedan seguir ahí.ANIMO!!pero de verdad no se puede hacer nada? al menos que quede una parejita para que el nido se vuelva a repoblar.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s